MatePedia – ¿Que es el Mate?

Ya explicamos el por qué del nombre de nuestro blog “Mates Viajeros” (ver acá). Hoy nos gustaría comentarles un poquito mas acerca de esta bebida, respondiendo a las numerosas preguntas que recibimos cada vez que nos ven tomando unos “verdes”: ¿Qué es el mate? ¿Cómo se toma? ¿Es un te? ¿Tiene efectos psicodélicos? Intentaremos en este post desasnar a propios (como quien escribe) y extraños y aprender un poco sobre el origen de esta emblemática bebida.

Dice Wikipedia:

“Mate: Infusión de yerba mate consumida como bebida”.

Demasiado fría para una definición de Mate, ¿no? Vamos por partes, pues…

La planta de yerba mate

Para los que no están familiarizados, la yerba mate (Ilex paraguariensis, yerba mate, yerba de los jesuitas o yerba del Paraguay) es una especie arbórea neotropical originaria de las cuencas del Alto Paraná, Alto Uruguay y algunos afluentes del Río Paraguay donde crece en un estado silvestre, sobre todo formando parte del sotobosque o del estrato mediano de los montes. Si, es una planta y tiene esta pinta:

Planta de yerba mate. Fuente: http://inta.gob.ar/variedades/ca-8-74-inta

El producto

A partir de la cosecha, secado, molido y envasado de esta planta se obtiene la yerba mate. Los países donde mas se consume son Argentina, Paraguay, Brasil, Bolivia, Uruguay y Chile, siendo los primeros tres, los principales productores.

20160912_112711
Yerba mate Argentina que compramos en Australia

Un caso curioso es el de Siria y Líbano, que importan la yerba desde Argentina. Durante fines del Siglo XIX Argentina recibió corrientes inmigratorias desde medio oriente. Los árabes conocieron el mate en su estadía en nuestros pagos y algunos regresaron a sus países, llevando con ellos el hábito. Se ha vuelto tan popular entre ellos, que Siria se ha convertido en uno de los principales importadores de yerba argentina (Fuente: Wikipedia).

Esto último explicaría por qué en uno de nuestros paseos por Melbourne (específicamente en Preston), encontramos yerba mate argentina en un negocio de productos típicos de medio oriente. Con una gran sonrisa en nuestras caras, ya que el stock de yerba empezaba a descender drásticamente, el vendedor nos contó que él mismo y muchos de sus compatriotas tomaban de esta infusión.

Instrucciones para tomar un mate

1. Contar con los siguientes elementos:

  • yerba mate
  • mate: el recipiente, que se llama igual que la bebida
  • bombilla: sorbete metálico con un filtro, donde se toma el agua, que impide el paso de sólidos al ingerir
  • agua caliente, a unos  80/90 °C
  • termo que mantenga el agua caliente, o en todo caso tomar la precaución de mantener el agua a la temperatura deseada, dándole sucesivas calentadas a la pava.
Termo, agua y mate
Termo, agua y mate

2. Formar una ronda que tenga al menos un participante y designar roles: quien prepara el mate, el que lo ceba y el/los bebedor/es.

3. Preparado del mate: llenar el recipiente con la yerba mate en sus 3/4 partes con un ángulo de 45°, humedecer la yerba con agua tibia y luego agregar el agua caliente. El primer mate, que es el de sabor mas fuerte, puede ser escupido (fuera del mate, valga la aclaración), aunque eso depende del usuario. El mate puede ser amargo o dulce, agregando azúcar (edulcorante o miel) en cada cebada o dentro del agua caliente. También se le puede agregar trocitos de cáscara de naranja, hojas de menta o cualquier yuyo que sea de su agrado. Hay montones de variedades. Nosotros lo preferimos amarrrrgo, pero eso va en gusto, como dijo una señora mayor…

3. Cebado: El cebador sirve el agua sucesivamente, adoptando un mismo criterio hasta el final del ritual (ej. hacia su izquierda o hacia su derecha, como en el truco) y por turno, todos los participantes de la ronda beben su “ración”.

4. Quien recibe el mate, debe succionar de la bombilla hasta que el agua se termine y se escuche el ruido característico que indica el final. Luego devuelve el mate al cebador que continua con el siguiente en la ronda. En grupos superiores a 7/8 personas se recomienda agregar un recipiente extra para no demorar los turnos.

5. Se repite el ciclo hasta que se acabe el agua en el termo o hasta que todos los participantes lo decidan. Cuando alguien toma la decisión de no participar más de la ronda matera debe comunicarlo al cebador diciendo “Gracias”.

El símbolo

Al menos en Argentina, todos saben que el mate tiene propiedades que exceden la simple necesidad de saciar la sed o de ser un complemento de la merienda. Es un momento de compartir. Es el lubricante social en cualquier juntada. Es la excusa para visitar a un amigo sin previo aviso. Es parte de nuestra cultura y no reconoce escalas sociales.

Como suele suceder, uno valora más lo propio cuando se aleja y pone las cosas en perspectiva. ¿Era necesario irse de Argentina para hablar del mate? Parece que si. Como también parece que era necesario irse de Argentina para comenzar a tocar folclore y hasta algún que otro tango (!).

El mate sigue siendo nuestro refugio ante tanta cosa nueva distinta que nos sorprende y maravilla. Una especie de embajada argentina portátil, que nos sigue generando la misma nostalgia y alegría de siempre, cuando uno de nosotros propone ¿Nos tomamos unos verdes? Sabemos que lo que le sigue a esa pregunta, estemos con el humor que estemos, en la situación que nos toque, no va a tener desperdicio. Es ese instante de tranquilidad en el que ponemos los pies sobre la tierra para sentir y compartir, aún sin palabras, todo lo que estamos viviendo.

img_7175
Mates en Pai

Es definitivamente nuestro compañero incansable e incondicional de aventuras.

¿Se toman unos verdes con nosotros? ¿Quién sabe? Podemos ser testigos del comienzo de otra gran amistad.

Pai, Tailandia – 10.11.16

Deja un comentario